La siguiente es una breve reseña de los púgiles profesionales chilenos que han obtenido el título sudamericano de boxeo. No se consideran otros títulos regionales, que en Chile por desconocimiento son presentados muchas veces como sudamericanos (FEDELATIN, FEDEBOL, “Continental”, Latino, etc.)

1. Manuel Sánchez: De este pionero del pugilismo nos referiremos en nota aparte, primer campeón sudamericano reconocido de la categoría liviano, en 1914.

2. Heriberto Rojas: Huaso colchagüino, nacido en Santa Cruz, actual región del Libertador General Bernardo O’Higgins. Emigró a Santiago porque quería ser policía y en la capital se originó su interés por el boxeo. Debutó el 15 de agosto de 1905, en el “Frontón de Pelota” derrotando por K.O. en el 17° round a James Perry. Su último combate lo realizó en 1917 venciendo a Calvin Respress por puntos en 15 rounds. Entre 1913 y 1915 era considerado el mejor pesado de Sudamérica. Fue reconocido oficialmente como campeón sudamericano en 1918, cuando ya no boxeaba.

3. Humberto Guzmán: Campeón chileno de peso mosca y luego de peso gallo. En julio de 1923 fue reconocido como campeón sudamericano de peso mosca. Conservó el título durante 10 años hasta su retiro en 1933. Incursionó también en la categoría Gallo sosteniendo grandes combates con Carlos Uzabeaga y Filiberto Mery. Su principal característica era la pegada exacta y fuerte para el peso.

4. Luis Vicentini: Fuerte pegador nacido en Chillán, provincia de Ñuble, a principios del siglo pasado. Llamado “el escultor de mentones”, destacaba por su mortífera pegada de derecha. Le arrebató el título sudamericano liviano a Manuel Sánchez en 1922. “Lucho” no tuvo mayores problemas para noquear al bravo pionero.
Tras conquistar el cetro sudamericano marchó a los Estados Unidos. En el país del norte tuvo su más resonante victoria al vencer por nocaut al undécimo asalto a Rocky Kansas, quince meses antes que este conquistara la corona de campeón del mundo de peso liviano.

5. Carlos Uzabeaga: De boxeo elegante, estilista brillante, obtuvo el campeonato de peso pluma en 1926 venciendo al peruano Kid Capitán en Buenos Aires, Argentina. Lo retuvo por dos años hasta que fue vencido por puntos en Lima por el peruano Melitón Aragón. Entre sus méritos se encuentra haber vencido, en Buenos Aires, al ex campeón del mundo francés Eugene Criqui

6. Quintín Romero: Fue nombrado campeón de peso pesado en 1924. Romero desafió al campeón sudamericano Luis Ángel “El Toro de las Pampas” Firpo de Argentina. Al no responder el desafió Firpo, quien se encontraba ocupado con su carrera en los Estados Unidos, la CLAB nombró campeón a Quintín Romero Rojas.

7. Raúl Carabantes: Nacido en Valdivia, actual región de Los Ríos, este púgil obtuvo el título sudamericano welter. Las crónicas indican que se hizo de la corona derrotando al argentino Manuel Martínez en Santiago y luego venciéndolo en Buenos Aires. No he podido obtener mayores antecedentes de aquellos combates. Don Renato González en su obra “El Boxeo en Chile” lo menciona como campeón sudamericano, pero no indica la fecha de obtención de la corona. La revista Estadio marca a propósito de un combate de Martin Vargas en la década de los setenta “… Debe haber sido a fines de la década del treinta cuando Raúl Carabantes se ganó el cinturón sudamericano de peso welter, pero nadie le dio importancia. Derrotó al argentino Manuel Martínez, que era un nudo ciego en el ring, y luego lo volvió a superar en la revancha en Buenos Aires”. La misma revista en una nota publicada con motivo de la muerte del estilista valdiviano indica que se consagró campeón welter sudamericano al vencer en Chile a Manuel Martínez. Si algún lector cuenta con mayores antecedentes, agradecería aportarlos para ir reconstruyendo la historia.

8. Arturo Godoy: El iquiqueño, considerado el más grande pugilista chileno del siglo XX. Godoy quien cayó en fallo dividido en Nueva York con Joe Louis peleando el titulo mundial, también obtuvo del cetro continental.
El título sudamericano pesado lo alcanzo en dos oportunidades. La primera de ellas fue el 8 de abril 1939, en Buenos Aires, cuando venció por puntos a Alberto Santiago Lowell. Posteriormente, el 28 de febrero de 1943, en el estadio de Carabineros en Santiago de Chile recuperó la corona venciendo nuevamente a Lowell por puntos.

9. Arturo Rojas: Se hizo de la corona vacante de los gallos venciendo, en una brillante exhibición, por K.O. en el octavo asalto al argentino Roberto Castro en el Teatro Caupolicán de Santiago de Chile en 1956.

10. Sergio Salvia: Obtuvo el cinturón de los livianos venciendo por nocaut al brasileño Pedro Galasso en 1957. De fuerte pegada de derecha, entusiasmó al público con sus nocauts. Lamentablemente, un pelotazo recibido en una cancha de futbol lesionó la retina de uno de sus ojos y Salvia, en la plenitud de su condición física y cuando todavía tenía mucho por delante, debió dejar el pugilismo.

11. Domingo Rubio: Un estupendo estilista, despojó del cetro de los welters al brasileño Juárez de Lima. Ocurrió en el Teatro Caupolicán en 1967. Se le describe como un púgil de excelente técnica, al que le faltó una mayor consistencia física para encumbrase a un nivel más alto.

12. Godfrey Stevens: Venció ampliamente por puntos al argentino Jorge Oscar Ramos, en el Teatro Caupolicán en 1967, obteniendo así el titulo sudamericano pluma. Defendió con éxito el titulo en 6 ocasiones antes de abandonarlo para dedicarse exclusivamente a la oportunidad titular.

13. Martin Vargas: El más grande ídolo que ha tenido el boxeo chileno, disputó 4 veces la corona mundial. El 20 de diciembre de 1975 noqueó en 19 segundos al ecuatoriano Gonzalo Cruz en el Estadio Nacional de Santiago de Chile, ganando de esta manera el cinturón mosca, titulándose campeón sudamericano y recibiéndose de ídolo. El fenómeno provocado por Martin supera lo netamente deportivo. Como muestra de su calidad, se puede señalar que venció a 5 boxeadores que en algún momento fueron campeones mundiales

14. Raúl Astorga: El miércoles 12 de mayo de 1976 en el Teatro Caupolicán de Santiago de Chile, el chileno “de boxeo fino, elástico, científico” sorprendió noqueando al experimentado campeón paraguayo Valentín Galeano (Kid Pascualito), llevándose el cetro pluma.

15. Eduardo Prieto: Campeón sudamericano en 1977 al vencer en su natal Iquique a Raúl Astorga. “Maravilla”. Tuvo la oportunidad de pelear por el titulo mundial con Danny “Coloradito” López en Estados Unidos. Una semana antes se le diagnosticó una lesión ocular, que impidió que se le diese el pase médico para la pelea.

16. Jaime “Motorcito” Miranda: Proclamado campeón sudamericano mosca por el retiro del campeón argentino Soria. En el ring no le fue bien perdiendo por puntos ante al enorme Santos Benigno Laciar y en otra oportunidad frente a Rubén Condori.

17. Juan Araneda Bazán: En octubre de 1981 ganó por KOT en el 12° round al argentino Cesar Villarruel arrebatándole el cinturón sudamericano supergallo. Definido como un triunfo “legítimo pero difícil y en ningún caso abrumador” del púgil valdiviano.

18. Juan Manuel Manríquez Garrido: el 28 de noviembre de 1981 vence por puntos al legendario púgil argentino Víctor Echegaray quitándole el cetro liviano junior después de 10 años de reinado del trasandino.

19. Carlos Ariel Uribe: Explosivo púgil osornino, probablemente el último gran talento surgido en rings chilenos. Obtuvo la corona de los supergallos venciendo categóricamente al campeón argentino Sergio “Yuyo” Arreguez. Disputó el titulo mundial ante Luis “Chicanero” Mendoza en Cartagena de Indias, Colombia, cayendo por puntos.

20. Oscar Benavides Muñoz: Tenaz luchador osornino, ya fallecido, probador de púgiles de categoría mundial. Sin rivales en el ámbito nacional, desarrolló gran parte de su carrera en los cuadriláteros de Sudamérica y el mundo. El título sudamericano liviano lo obtuvo en su natal Osorno, en el año 1989, venciendo por K.O. en el segundo round al experimentado boxeador peruano Orlando Romero, ex retador al título mundial.

21. Allí Gálvez: Se adueñó del cetro de los minimoscas al vencer por descalificación en el 7° asalto al argentino Luis Américo Díaz, el 27 de febrero de 1991 en La Quinta Vergara de Viña del Mar, Chile. Disputó la corona mundial sin éxito en cuatro ocasiones. En las tres primeras ocasiones, por el cetro OMB, perdió por K.O. en el quinto round, por el cetro minimosca. Luego disputó el centro mosca de la misma entidad ante Isidro Pérez, siendo derrotado en México en decisión unánime. En la revancha, celebrada en Santiago, perdió por puntos en fallo dividido. Finalmente, peleando por el título del CMB, cayó por nocaut en dos asaltos, frente al tailandés Saman Sorjaturong.

22. Miguel González: En el año 2013, en el mítico Caupolicán, se titula campeón sudamericano supermosca del Consejo Mundial de Boxeo, derrotando por K.O. al brasileño, ex retador mundialista, Reginaldo Martins Carvalho.