El estadounidense Regis Prograis (21-0, 18 KOs) venció, por nocaut técnico en el segundo asalto, al ex campeón unificado, Julius Indongo (22-2, 11 KOs), para conquistar el mundial interino superligero del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), en la pega estelar de esta noche en el “Deadwood Mountain Grand” de Deadwood, Dakota de Sur.

Con la victoria, Prograis ahora se enfrentará al ganador de la próxima semana, entre Amir Imam (Nº 1 WBC) y Jose Ramirez (Nº 3 WBC), quienes compiten por el mismo mundial, en propiedad, del WBC.

Prograis fue dominante desde la campana inicial y ahora se anoto nocauts en 14 de sus últimas 15 peleas.

“Tuve que montar un show para SHOWTIME, para Deadwood y para todos mis fanáticos en Houston y New Orleans y para toda la división”, dijo Prograis. “Tuve que montar un espectáculo para todos. Ahora soy el hombre en 140”.

En los segundos finales de la ronda de apertura, Prograis conectó un jab feroz, que derribo a Indongo.

En la segunda ronda, Prograis continuó atacando al espigado Indongo y lo derribó por segunda vez, con una gran mano izquierda.

Con un tambaleante Indongo volviendo a sus pies, Prograis continuó el ataque en el segundo asalto e inmediatamente lo derribó, por tercera vez.

El réferi Ian John-Lewis le dio a Indongo una oportunidad más de permanecer en la pelea, pero Prograis terminó de una vez por todas, volviendo a derribar a Indongo, cortesía de un devastador gancho de izquierda. El tiempo oficial fue de 2:54 del segundo asalto.

“Quiero el título real ahora, y no creo que esos dos tipos pelearán conmigo después de esta noche”, dijo Prograis. “Indongo solo tuvo una derrota ante Terrence Crawford, el mejor libra por libra y yo detuve un asalto antes que Crawford lo hiciera. No veo a nadie tratando de pelear conmigo en este momento”.

Leave a Reply

Your email address will not be published.