Luego de la espectacular exhibición de Vasyl Lomachenko sobre Nicholas Walters, comenzaron a surgir nombres que puedan representar algún desafío para el ucraniano y uno de los nombres que sonó fuerte es el del cubano Guillermo Rigondeaux.

Rigondeaux, al igual que Lomachenko, tuvo una destacada carrera como boxeador amateur, fue doble campeón olímpico al igual que el ucraniano y se encuentra invicto durante su aventura como púgil profesional.

Para el promotor de Lomachenko, Bob Arum, dicha pelea no representa ningún desafío para el ucraniano “yo decidí reclutar a Lomachenko por sus increíbles capacidades para ser una súper estrella y no lo pondré en una pelea donde él vaya a ganar fácil o donde no le presentarán combate, la pelea con Rigondeaux es una porquería”, señaló Arum.

“No puedes ponerlo con Rigondeaux que lo aburrirá” continuó Arum ” de verdad me preguntó ¿es una pelea que la gente querrá ver?, yo no quiero ver esa pelea”.

Para Arum representa mucho más negocio enfrentarlo con un rival como el mexicano Orlando “Siri” Salido, por la victoria controversial que obtuvo ante Lomachenko en el segundo combate como profesional del ucraniano.

Leave a Reply

Your email address will not be published.