Julio César Chávez Jr. noqueó a la báscula, Canelo Álvarez sorprendió al registrar las mismas 164 libras del enemigo y entre los dos electrizaron a los más de siete mil fanáticos que abarrotaron las gradas de la MGM Grand Garden Arena previo a uno de los encuentros más esperados en la historia del boxeo mexicano.

Con cierta tensión se esperaba la llegada de los mexicanos. Chávez llegó sonriendo y desde ahí sorprendió a los fans, mientras que Canelo y su confianza de inmediato hicieron vibrar también a sus seguidores. En las gradas todo el mundo estaba dividido y si bien al principio era favorito Saúl, al final Julio emparejó las cosas.

El primero en subir a la báscula fue Julio (50-2-1, 32 KO), quien marcó 164 libras, media por debajo de lo pactado, confirmando el buen trabajo que hizo en su campamento, aunque se le vio extremadamente delgado por lo que apenas bajó de la báscula acudió a rehidratarse. Se espera que este sábado suba al ring de la T-Mobile Arena en 185 libras.

En el caso de Canelo (48-1-1, 34 KO), él no iba a tener problemas y lo demostró al marcar 164 libras, mismo tonelaje pese a que se esperaba que marcara un poco menos, aunque al final ocupó todo lo que le permitía el acuerdo y se espera que suba al ring entre 175 y 180 libras, pues también es un peleador que recupera mucho de un día a otro.

Esta fue la primera vez que los dos peleadores marcan 164 libras, por un lado Chávez no había registrado menos de 165 libras en cinco años, y Canelo pesó 10 libras más respecto a su último combate, así que sin duda alguna el tema del peso seguirá siendo una interrogante aún cuando los dos han cumplido en la báscula, pues apenas veremos a quién le beneficiará más.

En el respaldo, David Lemieux y Marco ‘Dorado’ Reyes pesaron 163 libras parejos, mientras que Lucas Matthysse y Emmanuel Taylor pesaron 147 libras y Joseph Díaz y Manuel Ávila pesaron 125.5 y Manuel Ávila pesaron 125.5 y 125 libras, respectivamente.

Leave a Reply

Your email address will not be published.