Cerca de 500 fans se dieron cita este martes en el lobby del hotel MGM Grand en Las Vegas para dar la bienvenida al ídolo filipino Manny ‘Pacman’ Pacquiao y a Timothy ‘Desert Storm’ Bradley.

Con la fanaticada a su favor, nuevamente Pacquiao demostró que sigue siendo un imán; sin embargo, no fue una de las mejores bienvenidas en esta ciudad para el ‘Pacman’, y es que no tuvo trato con la gente como en algunas otras ocasiones, debido en gran parte a que venía un grupo de 20 o 30 personas que servían de guardias de seguridad.

“Espero una pelea de más acción, él tiene nuevo entrenador así que esperamos algunos cambios”, dijo Pacquiao ante el micrófono. “Espero que no se pierdan esta pelea, ya saben que vamos a dar un buen espectáculo y venimos a ganar”, añadió el ‘Pacman’, quien busca curar las heridas que dejó el duelo ante Floyd Mayweather del año pasado.

“Siento que esta es mi oportunidad, creo que lo que logramos con mi nuevo entrenador Teddy Atlas fue muy bueno, y lo van a ver el sábado, la tercera pelea va a ser diferente”, afirmó Bradley.

Para este miércoles está presupuestada la conferencia con los protagonistas de la cartelera ‘No Trump’, y también por la tarde tendrán un encuentro con fans.

Leave a Reply

Your email address will not be published.