Comparte

Luego de un año fuera de los cuadriláteros, Gilberto “Zurdo” Ramírez volvió a la acción con victoria por decisión unánime sobre el ucraniano Max Bursak con tarjetas de 120-106 en la defensa de su título Supermediano de la OMB.

Aunque el ucraniano le complicó la pelea y la ensució, el sinaloense no tuvo problemas para llevarse el triunfo en la función celebrada en el StubHub Center.

Así, Ramírez retuvo su corona en su primera defensa. “Estoy listo para enfrentar a los mejores, pues ambiciono ser considerado entre los mejores libra por libra”, señaló el mexicano después de su triunfo.

“Mi mano derecha no me molesto, no sentí dolor alguno”, indicó el mexicano en referencia a la operación a la que se sometió y que lo alejó de la actividad.

“Estoy feliz de haberme presentarme en Los Ángeles y agradezco el apoyo de la afición”, finalizó Ramírez.

Luego de la exitosa defensa, Ramírez puso su marca en 35-0, 24 KOs, mientras que Bursak baja a 33-5-1, con 15 KOs.