José Carlos Ramírez tuvo un combate complicado para defender su cinturón de campeón super liviano del CMB ante el norteamericano José “Chon” Zepeda.

La pelea fue tan pareja que Ramírez solo pudo retener gracias a una victoria por decisión mayoritaria, aunque eso no le quita ánimos para pensar en grande respecto del futuro de su carrera.

En esa línea, Ramírez advierte que quiere limpiar la división de las 140 libras y luego pensar en subir a las 147, “quiero campeones. Sentí que vencí a los mejores contendientes, ahora es el momento de unificar. Luego de eso podría darle una oportunidad a las 147 libras”, señaló.

En esa línea, el primer nombre que aparece en el horizonte es el del campeón mundial de la OMB, Maurice Hooker, quien tendrá una defensa en el mes de marzo.

TE PUEDE INTERESAR



Leave a Reply

Your email address will not be published.