En un encuentro lleno de emoción y con furiosos intercambios de golpes, el japonés Kosei Tanaka derrotó por decisión unánime al puertorriqueño Angel “Tito” Acosta, para retener su cetro minimosca de la Organización Mundial de Boxeo (OMB) en Nagoya, Japón.

Acosta, cuyo récord cayó a 16-1 con 16 nocauts, sufrió la única caída del encuentro en el quinto episodio, producto de dos derechazos de Tanaka, quien mejoró su marca a 9-0 con seis nocauts, y fue declarado vencedor por los jueces con puntuaciones de 117-110, 117-110 y 116-111, en lo que pareció ser un margen demasiado holgado a favor del peleador local en un combate parejo en el que ambos peleadores se turnaron para asumir la voz cantante.

Acosta dominó los primeros tres asaltos con su jab y combinaciones de poder. Hizo retroceder al campeón, y lo estremeció varias veces con su ofensiva.

La dinámica del combate cambió en el cuarto capítulo, cuando Tanaka le llegó sólido al boricua con dos golpes al cuerpo. Visiblemente lastimado, Acosta tuvo que retroceder y defenderse ante un Tanaka que venía de menos a más. Un fuerte upper de derecha, seguido de una zurda y una diestra en recto derribaron en el quinto round a un Acosta que todavía no parecía haberse recuperado de los golpes al cuerpo en el asalto anterior.

Aun dando señales de estar herido, Acosta se llevó el séptimo round, uno lleno de intercambios y en el cual ambos peleadores lucieron al borde de visitar la lona en sendas ocasiones.

Tanaka retomó el control del duelo con manos fuertes en el décimo, pero en el 11 Acosta volvió a lastimarlo en un asalto saturado de drama e intercambios entres dos gladiadores agresivos y agotados.

Tanaka se creció en el 12 y cerró muy agresivo ante un Acosta que no tiró muchos golpes en el asalto final, optando por dedicarse a la defensa.

Leave a Reply

Your email address will not be published.