Comparte

Las entradas para el servicio funerario de Muhammad Ali este viernes se agotaron tan rápido como para sus peleas de peso pesado en el pasado.

Cientos de simpatizantes hicieron cola en el KFC ¡Yum! Center de la ciudad de Louisville, Kentucky desde las 6 de la mañana del miércoles a pesar de que la venta no estaba estipulada hasta las 10 aquel día. Sin embargo, dicha apertura se adelantó a las 8:15 ya que la fila estaba formada alrededor de la cuadra. Para las 9:20, las 15 mil localidades gratis estaban agotadas.

entrada

Uno de los tickets disponibles para el funeral.

Según reportes de prensa, la gente presente gritaba “Ali” mientras la taquilla se estaba alistando para abrirse. Un tuit de la cuenta del estadio anunció que las entradas estaban vendidas en su totalidad, pero aclaró que el servicio se podrá ver por pantalla gigante afuera de este.

La ceremonia de Ali en su ciudad natal incluirá una procesión por la ciudad y un entierro privado, proseguido por el servicio público a las 2 de la tarde. El jueves también se llevará a cabo una ceremonia religiosa rezando por él a las 12 del mediodía del este en el Freedom Hall Arena de Louisville.

Largas fueron las filas para poder conseguir una entrada.

Largas fueron las filas para poder conseguir una entrada.