Pelea del Año, fue llamada con algarabía por Top Rank, podría no verse con tanta alegría a los ojos del entrenador, con una combinación peligrosa, poca defensa y mucha sangre.

Abel Sánchez esquina a Alex Saucedo, quien se fue a 28-0 el sábado por la noche, cuando derrotó a Lenny Zappavigna al séptimo asalto, en el semi fondo del soporífero encuentro de Ramirez vs Angulo. Lucha del candidato del año, dijeron los expertos de ESPN y Top Rank. ¿Pero qué hay de Abel Sánchez?

HBO, hizo de un tipo con menos defensa un ídolo, un llamado gran luchador, no quiero o no quisiera quitarle esa mentalidad guerrera. Trabajamos en defensa y ofensiva todos los días en el gimnasio, pero algunos solo quieren pelear y complacer a sus fanáticos, está en su ADN “.
Los fanáticos, alias genios, son inconstantes. Demasiada defensa es aburrida, no es defensa suficiente, es malo para su futuro, digo simplemente disfruta de tu preferencia “, dijo el entrenador mexicano.

Esta es la opinión de Abel Sánchez reconocido entrenador de Genady Golovkin. Famoso por rimbombantes declaraciones y parrilladas que parecen incendios forestales, que esta vez estuvo en la esquina victoriosa de su combate, en el fondo su púgil pudo salir adelante de este sangriento combate. Ahora bien, el encuentro fue celebrado por Top Rank, por las redes sociales y las “heroicas” fotografías de Zappavigna con cortes graves en sus parpados y un ojo virtualmente cerrado. Así mismo es conocido el meme de Ruslan Provodnikov 25-5-0 quien a sus 36 años está retirado, debido a las graves lesiones en su rostro y la posibilidad de una lesión ocular permanente.

Este combate se hizo famoso a nivel mundial por los cortes en el rostro de Zappavigna y por lo violento del combate. Ahora bien, sabemos que el boxeo es un deporte de contacto intenso, eso no está en duda. Pero existen dispositivos que deben proteger a un boxeador, el árbitro, el doctor, las esquinas y a su vez su propia defensa. Si nada de esto funciona, como parece que fue en esta ocasión, es necesario reflexionar que el boxeo no necesita más mártires, ya ha tenido demasiados.

Al ovacionar estos combates, hay que pensar en las consecuencias. Para el caso chileno, la muerte lamentable de David Ellis, casi sepulto el boxeo profesional para siempre, así como también el caso que se hizo mundialmente famoso sobre Claudio “La Furia” Aguilar 2-19-1 , del boxeador que fue suspendido por exceso de derrotas. Existe la idea “romántica” del ADN guerrero que le gusta al público, y existe la realidad, una vida con lesiones oculares permanentes, daños neurológicos o peor aún la perdida de la vida. Provodnikov tiene un bonito meme, pero nunca más podrá boxear a costo de poner en riesgo su vida, el australiano Zappavigna, quizás tenga lesiones oculares permanentes, sin embargo, Top Rank seguirá vendiéndolo como la pelea del año y pagando un porcentaje ridículo a las peleas de semi fondo y Abel Sánchez seguirá con su parrilla, comiendo feliz cada vez que hay una guerra para su beneficio.



Leave a Reply

Your email address will not be published.