Comparte

Tras el  nocaut del viernes ante Anthony Crolla, Vasiliy Lomachenko dijo que temía haberse roto la mano en el último golpe de KO que puso a Crolla en el cuarto asalto.

Pero el gerente Egis Klimas le dice a ESPN que la lesión no es grave y no requerirá una cirugía ni nada por el estilo, lo que significa que Lomachenko descansara un breve tiempo.

“Su nudillo, simplemente se disloco, no se necesita cirugía. Lo colocaron de nuevo en su lugar, tres semanas de descanso y él estará listo para comenzar. … Lo veremos de vuelta en el ring, muy probablemente en septiembre “.

Lomachenko (13-1, 9 KO) tiene varios oponentes potenciales para septiembre, y ha llamado a Mikey García, quien aún posee el título de peso ligero del CMB.

Pero tambien es atractivo buscar la unificación con el hombre al que originalmente iba a enfrentarse el fin de semana pasado, el campeón  de la FIB Richard Commey. A quien Lomachenko se enfrente, él será el gran favorito.