Comparte

Ante la muerte de Muhammad Ali, y como bien dice el refrán ‘recordar es volver a vivir’, en esta oportunidad mencionaremos uno de los combates de box más emblemáticos en la historia. Para algunos, la pelea del 30 de octubre de 1974 fue la verdadera Pelea del Siglo. Un veterano Alí buscaba ser, nuevamente, campeón de los pesos pesados. Su rival, un joven George Foreman, era el monarca, pero nunca imaginó que esa madrugada africana todo iba a cambiar.

La pelea se realizó en Zaire, debido a que era el escenario que brindaba el dinero suficiente para la taquilla y se hizo de madrugada (hora africana), porque debía coincidir con el prime time en Estados Unidos.

En cuanto a la pelea, el enfrentamiento fue brutal. Si bien Foreman comenzaba a sacar ventaja, Ali, medía la velocidad y fuerza de su rival para sacar provecho.

George Foreman contó: “Pensé que sería un KO más para mi colección hasta que, en el séptimo asalto, le propinó un tremendo puñetazo en la mandíbula. Acto seguido me agarró de la nuca y me susurró al oído: ¿Es todo lo que tienes, George?”.

En el octavo round, Muhammad Ali ya estaba listo para la victoria y solo un certero golpe le dio la victoria en el Rumble in the Jungle, gracias al grito de 30 mil almas que vitorearon: “Ali bomayé” (Alí, mátalo).